A ver si me explico…


Aznar, en mi opinión el peor presidente de la historia Española, hablando de los terribles atentados del 11M declaró lo siguiente:

"Los que idearon el 11-M no están ni en desiertos remotos ni en montañas lejanas"

Lo que paso a comentar tampoco ha tenido lugar en remotos desiertos, ni en mares lejanos, ha sido mucho más cerca, en una ciudad como Castellón, situada a las orillas del MAR Mediterraneo y a pocos kilómetros de las MONTAÑAS más cercanas.

Algunos, al leer el texto que sigue os extrañaréis por lo que he escrito en los párrafos anteriores, pero seguro que hay quien sí lo entiende.

Amparándose en la libertad que la red de redes nos brinda, algunos y siempre según mi opinión, se dedican a seguir y aplicar varios de los once principios de Goebbels, ministro de la propaganda de la Alemania nazi de Hitler, todo lo contrario a aquello que dicen defender.

En este punto aclarar que no acuso a nadie de nazi, faltaría más, estoy convencido que están muy alejados de esta ideología, (aunque algunos sí utilizan los términos nazi y fascista con tremenda ligereza). Digo que, en mi opinión, están poniendo en práctica, algunos de esos once principios  y que por si alguien no los recuerda, destaco los que considero más reseñables:

Principio de simplificación y del enemigo único.
Adoptar una única idea, un único símbolo. Individualizar al adversario en un único enemigo.

Principio de la transposición.
Cargar sobre el adversario los propios errores o defectos, respondiendo el ataque con el ataque. Si no puedes negar las malas noticias, inventa otras.

Principio de la exageración y desfiguración.
Convertir cualquier anécdota, por pequeña que sea, en amenaza grave.

Principio de la vulgarización.
Toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel al menos inteligente de los individuos a los que va dirigida…

Principio de orquestación.
Debe limitarse a un número pequeño de ideas y repetirlas incansablemente, presentarlas una y otra vez desde diferentes perspectivas… De aquí viene también la famosa frase: "Si una mentira se repite lo suficiente, acaba por convertirse en verdad".

Principio de la silenciación.
Acallar las cuestiones sobre las que no se tienen argumentos y disimular las noticias que favorecen el adversario.

Principio de la transfusión.
Se trata de difundir argumentos que puedan arraigar en actitudes primitivas.

Principio de la unanimidad.
Llegar a convencer a mucha gente de que piensa "como todo el mundo", creando una falsa impresión de unanimidad.

Además de lo anteriormente expuesto, que por evidente no necesita mayor explicación, (el que sepa de lo que hablo lo entenderá mejor todavía) hay gente que confunde, con toda intencionalidad, el tocino con la velocidad, o, como en esta ocasión, confunden la libertad de opinión y expresión con el simple y zafio insulto o la descalificación personal, agravado si cabe por haber sido publicado en un medio de gran alcance y visibilidad como son las redes sociales. No entienden que lo que es criticable, y es bueno que así sea, son las ideas pero nunca, repito, nunca las personas que creen en esas ideas.

Aquellos que se amparan en el derecho “A expresar y difundir libremente los pensamientos, ideas y opiniones” que nuestra carta magna protege olvidan con facilidad que, asimismo, la Constitución Española pone coto a esa garantía cuando entra en conflicto con “el derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen” de cualquier ciudadano. Y, asimismo, la CE antepone el derecho al honor y a la propia imagen a cualquier otro y por eso ocupa su lugar en el capítulo de Derechos Fundamentales. Y sino que se lo pregunten a Jiménez Losantos, ya que son varias las sentencias que le han condenado por traspasar la línea roja que la Constitución marca.

Hay quien no entiende que por encima de los estatutos de muchas organizaciones, que también protegen dicho derecho, la simple y elemental educación que deberían haber recibido debería ser el límite de lo que se consideran meras opiniones y pasan a ser burdos insultos.

Ya es intolerable utilizar la descalificación personal dirigida a un contrincante o adversario, pero es todavía más grave si esos insultos van dirigidos a un compañero/a o compañeros/as, simplemente porque lo que esos compañeros dicen o hacen es diferente a lo que piensas o haces.

Como ya he dicho, esos “algunos” y una representación escasa (afortunadamente) de su grupo, se escudan en lo establecido estatutariamente para acusar a compañeros (nótese que no son enemigos, sino compañeros) en que en el apartado de los Derechos a los que aluden, fijados en los estatutos que citan, se establece lo siguiente:

Artículo 11.1.d) El DERECHO DE DISCUSIÓN Y CRÍTICA sobre posiciones propias y ajenas mediante la libre expresión oral o escrita y a su libre comunicación.

Artículo 11.1.e) El DERECHO A REALIZAR MANIFESTACIONES PÚBLICAS, juicios de valor y expresión de opiniones, de forma libre, leal y responsablemente con los LÍMITES DEL RESPETO A LA DIGNIDAD DE LAS PERSONAS, así como a LAS RESOLUCIONES Y ACUERDOS democráticamente adoptados. (nótese las mayúsculas, por si alguien no había reparado en ello)

Pero como en muchas otras ocasiones, todas las organizaciones establecen los derechos de sus miembros, pero también sus deberes (sí, es cierto que esto es mucho más cómodo obviarlo u olvidarlo) Entre los deberes inherentes a los miembros de la organización  a la que me refiero establecidos en los estatutos que citan, están, entre otros:

Artículo 11.2.b) La DEFENSA de LOS INTERESES GENERALES de la Organización, Programa, resoluciones y estatutos…

Artículo 11.2.c) La SOLIDARIDAD MATERIAL Y MORAL con el RESTO DE MILITANTES de la Organización, el RESPETO A SUS OPINIONES Y POSICIONES, a sus PERSONAS y a la OBLIGADA COLABORACIÓN sin discriminación por razones de distinta forma de concepción política

Artículo 11.2. h) La ASISTENCIA ACTIVA a cuantos actos de la vida orgánica y política convoque la Organización.

Artículo 11.2. i) La ACEPTACIÓN de aquellos COMETIDOS de representación política que democráticamente les sean requeridos o ejecutivamente designados…

Artículo 11.2. l) SER INTERVENTOR/A O APODERADO/A en los diferentes procesos electorales

Y para concluir algo que no por obvio es menos importante:

Si lo que dices o escribes no quieres que se sepa, no lo digas o escribas y menos en un medio de gran difusión pública como son las redes sociales, donde no es necesario ir a buscar la información sino que esta llega directamente a tu “timeline” (línea de tiempo) o en forma de notificación, pero no acuses a nadie de ser conocedor (y disponer de lo conocido) o de utilizar la información que tú, voluntariamente, has hecho pública, repito, has hecho pública de forma totalmente voluntaria.

Si a pesar de esto, tan obvio, todavía hay quien se empeña en hacerlo público debe ser coherente consigo mismo, debe dejar de intentar justificar lo injustificable y debe apechugar con las consecuencias que de sus actos se deriven. Porque a la fin y a la postre un insulto es un insulto por mucho que se lo quiera adornar con palabras rimbombantes.

Pondré un ejemplo muy claro: Cuando alguien (en este caso no es a quien me he referido al comienzo del texto aunque sí de su entorno) dice públicamente (las redes sociales son públicas) de otro compañero que es un “Cáncer que está extendiendo la metástasis en la organización y que como tal hay que extirparlo”, ¿Qué queréis que os diga? Por mucho empeño que se quiera poner en justificar lo evidente, por mucho que se intente adornarlo… A mí (llamadme raro) me parece un insulto en toda regla.

Y tal como dijo un compañero, con toda razón: "Cada uno es dueño de sus silencios y esclavo de sus palabras." (corregido, explicación en nota adjunta)


Nota 1: He recibido en mi correo la solicitud de aprobación de un comentario escrito en el blog por un usuario de nick “anónimo” y correo anonimo@anonimos.com pero a la hora de aprobarlo (los comentarios en wordpress deben ser moderados si no estás registrado) no he encontrado ningúno pendiente (wordpress falla en esto algunas veces) En dicho comentario sugería una corrección a la última frase "Cada uno es dueño de sus actos y esclavo de sus palabras." y proponía lo siguiente: "Silencios", "dueño de sus silencios y esclavo de sus palabras".

Reconozco que no recordaba el literal de la frase y por eso, cuando estaba finalizando la redacción del texto y antes de escribir la frase,  he recurrido a los recursos que internet brinda para intentar encontrar al autor original de la misma. El primer resultado que he consultado ha sido en la dirección web http://es.wikiquote.org/wiki/Proverbios_%C3%A1rabes Allí he descubierto que la frase es una de las tres variantes de un proverbio árabe que dice así: "Después de que has soltado la palabra, ésta te domina. Pero mientras no la has soltado, eres su dominador." Las otras variantes a dicho proverbio son: "Si la palabra callada es tu esclavo, la expresada es tu amo." y esta otra "El hombre es amo de lo que calla, y esclavo de lo que dice."

En esta otra página http://www.citasyrefranes.com/frase/vuestras/9292 también he encontrado la frase con el mismo literal "Cada uno es dueño de sus actos y esclavo de sus palabras." y se le atribuye a Kimero,  motivo por el que la he dado por buena.

A pesar de que la posible variación no cambie sustancialmente el sentido de la frase y como es una frase que le atribuyo a él, pidiéndole disculpas si ha sido el el que ha rectificado procedo a sustituirla y la dejo con el literal sugerido.

Gracias por la aclaración (al César lo que es del César)

Nota 2: Como ya decía en la “nota 1” wordpress (el servidor donde está alojado el blog) a veces hace cosas raras. Hoy he recibido para su aprobación otro comentario, escrito bajo el Nick de “Gracias compañero” y al ir a aprobarlo he visto que también estaba pendiente de aprobación el que comento en la nota 1.
Ya están aprobados los dos.

Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Comentarios

  • Anonimo  On 07/11/2012 at 20:09

    “Silencios”, “dueño de sus silencios y esclavo de sus palabras”

  • Gracias compañero  On 08/11/2012 at 11:45

    Efectivamente, por fin alguien ha puesto por escrito lo que muchos pensamos en esta organizacion.
    Aquellos que carecen de cualquier educacion civica y politica basan toda su estrategia en el insulto facil y la descalificacion de los diferentes.
    Enhorabuena pato

  • mayone  On 09/11/2012 at 16:53

    Es lamentable que el insulto se haya adueñado del contenido de muchas opiniones, más si quien insulta es compañero, supone un mayor ‘delito’.
    Para presentar a una persona como poco digna de crédito, se deben emplear palabras duras, pero siempre veraces. El insulto creo que no debe tener cabida en los asuntos serios y deben quedar relegados a discusiones de tasca, o de conductores cabreados.

  • Ramon_C  On 10/11/2012 at 13:57

    Mayone, tiene usted mucha razón. Cada vez mas, demasiada gente con evidente falta de argumentos recurre al insulto como respuesta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: